10 curiosidades del té

Curiosidades del té

10 curiosidades del té

Cuando se habla de té parece que ya está todo sabido: sus propiedades, su origen y las diferentes formas de tomarlo. Sin embargo, hay muchos datos curiosos que desconocemos y que resultan muy sorprendentes e interesantes. ¿Quieres saber cuáles son?

La segunda bebida más consumida del mundo

El té una de las bebidas más consumidas del mundo y con mayor historia. Algunas personas solo toman en la sobremesa pero muchísimas otras lo consumen constantemente desde que amanece hasta que se van a dormir. Para ello la mayoría de personas alternan variedades de té con diferentes niveles de teína según el momento del día.

Consumir té reduce un 24% de morir por causas cardiovasculares

Consumir un taza de té al día reduce un cuarto de las posibilidades de fallecer y tener problemas cardiovasculares. Numerosos estudios realizados y en comparativa con el café han demostrado científicamente que el té tiene propiedades más beneficiosas para el organismo y en concreto para el sistema cardiovascular. La mayoría de estos estudios fueron llevados a cabo por Nicolas Danchin en Francia.

La seda y las bolsitas de té

El nacimiento de las bolsitas de té como la conocemos actualmente nacieron de forma accidental. Esto nació debido a que el mercante Thomas Sullivan comenzó a enviar las muestras de té en bolsitas de seda, esperando que los clientes sacarán el té para infusionarlo y ellos no lo entendieron así. Este fue el inicio de una tradición que a día de hoy es el método más usado para infusionar el té.

Clasificación del té por colores

La clasificación de las diferentes variedades de té se realiza por colores. En Europa estos colores son elegidos por el color resultante tras la oxidación de la planta. Las variedades de té existentes son:

  • Amarillo
  • Azul o oolong
  • Blanco
  • Negro
  • Rojo
  • Verde

Usar el té a modo de shampoo

Lavar el pelo con una infusión de té tiene numerosos beneficios entre los más destacados se encuentran el aumento de la luminosidad y brillo en el pelo. Esto junto a más suavidad y moldeable hace que lavar el pelo de vez en cuando con té sea bueno. El té no es más que en su mayoría agua por lo que no existen posibles efectos secundarios.

El té un perfecto tónico facial

El té es un puro quemagrasas. Esto no es ninguna novedad y es sabido gracias a sus propiedades diuréticas, sobretodo intensificadas en el té rojo pu erh. Estas propiedades quemagrasas que se producen al consumirlo en forma de infusión también están presentes si se realizan a modo de mascarilla, actuando como un perfecto tónico facial y eliminador de grasas superficial e interna.

Todos los tés proceden de la misma planta

Muchas personas cometen el error de pensar que cada variedad de té procede de una planta diferente y no es así. Todas las variedades de té existente proceden de la camellia sinensis, planta de procedencia asiática más concretamente de China. Muy diferente son el resto de infusiones que existen alrededor de mundo como puede ser el Rooibos, la manzanilla… que siguen siendo infusiones pero no tés.

Las variedades de té dependen del nivel de oxidación al que ha sido sometidos. Esto también confiere diferentes cantidades de teína. A mayor oxidación mayor cantidad de teína.

El té es un gran producto de limpieza para madera

El té puede funcionar como limpiador y reparador de la madera. Gracias a sus propiedades naturales trabaja como un hidratador de la madera, dotándola de brillo y recuperándola de los microarañazos que pueden sufrir las superficies de madera.

China, el gran gigante del té

China es sin duda el país por excelencia cuando nos referimos a té. Desde su descubrimiento hasta hoy el país asiático siempre ha jugado un papel fundamental, convirtiéndose en el mayor productor y consumidor de té del mundo. Más 90% del té en el mundo pasa en algún momento por China en la gran mayoría de ocasiones para exportarlo a otras regiones.

Muchos expertos en el té dicen que nunca habrás probado el mejor té hasta que tomes uno en China. Y esto es así debido a los viajes que realiza el té y a que los niveles de oxidación varían con la humedad, altitud, tiempo de viaje… Factores que le dan un toque diferente al té.

Los diferentes nombres del té a lo largo del mundo

Aunque la palabra para denominar al té ha sufrido muy poca transformaciones del nombre original no ha ocurrido igual con su variedades. Y es que existe la peculiaridad de que en China se denomina té rojo al té negro y viceversa. Esto es así debido a que en China se le da el nombre a la variedad por el color resultante de la infusión y no el color de las hojas de la planta tras la fermentación como ocurre en Europa. Este error se produjo con las primeras importaciones de té en Europa y se ha mantenido hasta nuestros días.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *